Reseña: La Condesa Sangrienta de Alejandra Pizarnik

La condesa sangrienta es un relato escrito por Alejandra Pizarnik publicado en 1966 que relata la leyenda de la condesa húngara Erzsébet Báthory conocida por haber cometido mas de 630 asesinatos.

Cover-Condesa-Pocket

Esta versión de Pizarnik resulta ser una de las piezas más grotescas de toda su obra, con un estilo distintivo de narración y descripción que no suelta en su totalidad el estilo poético que se caracteriza en la mayoría de su obra y que tiene una intención consciente de su ruptura.

El relato es una mezcla de narrativa, ensayo y prosa poética. En la introducción Pizarnik nos acerca al trabajo de Valentine Penrose quien ha elaborado documentos sobre la leyenda de Báthory; y así, alaba la capacidad de centrarse en lo que llama “La belleza convulsiva” de este enigmático personaje y de apartar la perversión sexual y la demencia como centro evidente de la historia.

c2k4-3028

Para cuando La condesa sangrienta fué publicada Pizarnik ya había alcanzado la madurez poética, sin embargo, este relato en particular ha traído de cabeza a la crítica literaria por su calidad que aunque es cuestionable, es también poco ambiciosa.

Pizarnik fue una poeta que trabajó mucho en su obra puliéndola y extrayendo de ella toda su esencia, como podemos ver en su obra, su vida estuvo plagada de depresiones, anfetaminas, encerramientos y la más seca soledad, incluso ella misma decía: “Yo no soy de este mundo”. Y en una vida tan agitada y existencialmente sufrida que explotó lo prohibido y termina en el suicidio, un relato como La condesa sangrienta es la evasiva perfecta para justificar la obsesión con la muerte y la locura.

A pesar que este relato ha sido aceptado por las personas y que, tiene ese efecto poético que hace que la historia sea cruel y hermosa, La condesa sangrienta fue un experimento de Pizarnik en el cual ella no quedó satisfecha.

“Mi primer y último, espero-encuentro con el sadismo, que no comprendo, que nunca comprenderé” – Alejandra Pizarnik

Ilustraciones por el  argentino: Santiago Caruso.

4151565366ff47ab91dd53bd14738b32

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s